Mirar la ciudad desde otro punto de vista

Hay muchos lugares en la ciudad que nos son desconocidos. Muchos de ellos llevana en ella años y nunca los hemos disfrutado o tal vez lo hemos dejado pasar porque no nos parecía guay en un momento vital determinado.

Y hay veces que cuando tienes niños eso cambia.

Uno de los sitios a los que jamás había ido, ni de niña ni de mayor, es el Teleférico.

Teleferico_1

Y la verdad es que es una pena porque es una forma de descubrir la ciudad de una manera completamente diferente, así que uno de los planes improvisados que hicimos esta semana santa nos llevó casi sin darnos cuenta hasta él y nos subimos.

Los gamusinos no tenían ni idea de qué es un teleférico ni de qué se hace en él y su padre y yo tampoco se lo dijimos hasta que estuvimos sentados en la cabina y arrancamos. Teníais que haber visto su sorpresa. No se si disfrutamos más nosotros de verlos a ellos o del propio viaje!

Teleferico_2

 

El teleférico de Madrid ocupa un lugar privilegiado. Está en el parque del Oeste, cuya rosaleda os recomiendo y sobrevuela una parte de la ciudad impresionante: podéis ver todo el Madrid de los Austrias, el manzanares, el Palacio Real, la estación de Principe Pío y la Casa de Campo. El trayecto de ida y vuelta cuesta 5,8€ y los menores de 3 no pagan.

Teleferico_3

Mejor que explicaros su historia, os enseño un resumen que tienen expuesto en la entrada. Además tiene una locución que explica lo que se va sobrevolando en cada momento.

Teleferico_6

 

cuando llegas al otro lado y te bajas, hay una cafetería pero también una zona equipada con merenderos, fuentes y columpios que lo convierten en una zona ideal para hacer un pic nic o una comida campestre. Si os decantáis sólo por el camino de ida, hay unos 800 metros caminando hasta el parque de atracciones y casi 2km. al zoo. Además, para colegios, hacen también un aula de física que permite a los chavales experimentar muchas de las cosas que estudian, como podéis ver aquí y vuelve a conectar con mi obsesión porque la ciencia forme parte de sus conocimientos.

Teleferico-4

 

Nosotros no habíamos llevado avituallamiento así que nuestro plan fue otro cuando cogimos las cabinas de vuelta.

Teleferico-5

Muy cerquita atravesando el Parque del Oeste, podeís bajar hasta Casa Mingo. Un clásico que sin embargo mantiene: buenso precios, buenos camareros profesionales y una carta básica pero deliciosa a base de pollo, ensalada, chorizos a la sidra y empanada. Un auténtico manjar niños friendly, por así decirlo. No tienen tronas pero a nosotros no nos resultó incómodo.

Teleferico_7

 

¿quién se podría resistir a este plato?

Teleferico_8

 

La verdad es que pasamos una mañana muy agradable y fue un plan que pusimos en marcha casi sin pensarlo. Os animo a probar vosotros a inventar vuestras rutas improvisadas. Muchas veces de ellas salen los mejores planes.

 

Hasta el viernes

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s