Feliz 2015

Esta va a ser la última entrada del año, ya que por suerte puedo disfrutar de unos días de vacaciones.

Os voy a preparar una listita de regalos buenos, bonitos y baratos por si aún no sabéis que regalar.

Para ella:

Regalos y complementos de Sra. Bolitas, que como este colgante sólo cuestan 18 €.

Un calendario de mesa rebonico como los de Lucía Be (no pongo link porque parece que tiene un virus en su página)

Si vuestra regalada es tejedora, qué mejor que unas agujas y un sólo ovillo que cunde para un jersey como estos de Bufanda Store

Para él

Si es aficionado a la tecnología, seguro que un Palo Selfie es un acierto, como este de Natura

O unas lentes para el móvil y hacer fotosmolonas.

A quién no le gusta la cerveza? Pues hay unos estupendos kits para fabricarla en casa que seguro que son todo un éxito.

Para los más peques.

Un tipi, o cabaña o casa de cartón. Seguro que se les ocurren 1000 historias para difrutar dentro. Este que os pongo es te To the Wild, pero os recuerdo este tutorial con el que podéis hacerlo vosotros mismos

Juguetes para jugar y reciclar, que además estimulan la creatividad como estos de makedo

O un cuento bonito como Batiscafo,

Con ilustraciones e imágenes sorprendentes.

Espero que os haya gustado mi lista y nos vemos en 2015.

Bálsamo labial de cera y miel

Hoy volvemos con un diy para cuidarnos un poquito. Vamos a hacernos un bálsamo labial casero super hidratante.

Optimized-Balsamomiel_1

No se si os pasa a vosotras pero yo tengo un montón de bálsamos labiales y la mitad de las veces no se dónde los he puesto así que decidí después de ver lo fácil que era preparar uno en casa.

No tenía ni idea de lo fácil que era y lo rápido que se prepara. Dejo de enrollarme y os cuento lo cómo se hace.

INGREDIENTES:

– Cera de abejas: la podéis encontrar en cualquier herbolario, no vale la que venden para depilarse en casa, tiene que ser 100% natural.

– Aceite de oliva: yo lo hice con aceite virgen extra, aunque si preferís podéis hacerlo con manteca de cacao -también en el herbolario- o manteca de karité.

– Miel: Esto es opcional pero aporta un extra de nutrición y podéis sustituirla por aceites esenciales  de árbol de té, menta, limón, lavanda… (tampoco valen los aceites para el cuerpo).

– Tarros: Yo utilicé algunas latas de vaselina clásicas de gal y otras cajitas metálicas que tenía por casa. Las tenéis que hervir antes de utilizar para que queden bien limpias.

 

Optimized-balsamolabial_2

 

¿Cómo lo hacemos?

Tenemos que poner en un tarro al baño maría la cera de abejas a una temperatura muy bajita para que se vaya deshaciendo poco a poco.  Cuando lo tengas derretido, incorpora el aceite a temperatura ambiente y continua removiendo.  Las cantidades óptimas son tres medidas de aceite por una de cera aunque lo mejore es que probéis la textura -yo lo tuve que repetir porque me quedó demasiado sólida-.

Al final añadís la miel. Yo puse dos cucharadas con la mezcla apagada y removéis de nuevo. Si utilizáis aceite esencial, las recetas que he visto recomiendan un máximo de 10 gotas. Y si queréis que sea de colores, cortad un trocito de vuestro pintalabios y añadirlo a la mezcla cuando todavía esté caliente.

Optimized-balsamolabial_3

Antes de que se solidifique lo introducís en los botes. A mi me ayudó el gamusino mayor pero tenéis que tener mucho cuidado porque la mezcla está caliente y os podéis quemar.

Optimized-balsamo labial 4

 

Luego podéis decorar los tarros y poner de qué son los bálsamos. Es ideal para regalar y para tener siempre uno disponible a mano cuando lo necesitáis.

Espero que os animéis a prepararlo porque es muy fácil.

Optimized-balsamolabial_5