Descubre el camino de los egipcios en Madrid

Ya he explicado en otras ocasiones que vivir en una gran ciudad tiene tanto cosas buenas como malas. Una de las cosas buenas es la proximidad a los grandes museos que permiten tener acceso a una oferta cultural completísima siempre y cuando tengas esas inquietudes.

Uno de mis trucos cuando hacemos planes con los niños es que las actividades que vayamos a realizar con ellos giren en torno a un tema que les interese o que nos lo preparemos antes. En este caso, al gamusino moreno le encanta Egipto y los egipcios como ya os expliqué en el taller del Museo ABC al que asistimos hace unas semanas, así que esta semana hemos aprovechado para saber algo más de los egipcios ya que en Madrid hay dos lugares donde aprender sobre ellos.

La primera parada la hicimos en el  nuevo Museo Arqueológico Nacional (MAN), que estaba de inauguración y era gratis aunque si queréis visitarlo la entrada son 3€ y es gratuito los sábados por la tarde  y los domingos por la mañana así que no tenéis excusa.

Lo importante es que, si vais con niños, llevéis elegido el tema que queréis ver y os centréis nada más en ese porque, de otra manera, se cansan. Los tesoros de Egipto que conserva el museo están en la segunda planta y , además de algunas figuras y vasijas, conserva varios sarcófagos con sus momias, lo que más les puede gustar. En este caso el sarcófago de Taremetchenbast.

egiptoenMadrid_2

En cuanto a las momias, lo que más les gustó fue las radiografías que han colocado sobre las momias en si mismas  que muestran el esqueleto que incluye cada ataúd.

Pero nuestro paseo por las tierras del Nilo no acabaron ahí. Al día siguiente fuimos a descubrir con ellos un auténtico templo egipcio, el Templo de Debod que, además amigos, es gratis.

El templo fue construido allá por el siglo II antes de cristo en Debod, un pequeño pueblo del sur de Egipto bañado por el Nilo y en principio estuvo dedicado a Amon e Isis. Con la decadencia del imperio y su incorporación a Roma, el templo fue poco a poco cayendo en desuso. Fueron pasando los siglos y en 1961 con motivo de la construcción de la presa de Asuán., el Templo de Debod y otros muchos se desmontaron enteros para cambiarlos de lugar y en 1968  Egipto, como agradecimiento a varios de los países que contribuyeron a salvar los santuarios de Nubia decidió regalar Debod a España. Desde 1972 está en el parque del Oeste, en la montaña de Príncipe Pío, junto a la Plaza de España y preside una de las mejores vistas de la ciudad.

 

Templodebod_1

La verdad es que contado así resulta un disparate regalar el patrimonio a otras naciones y si nos escandaliza el hecho de que los Frisos del Partenón estén en el Museo Británico deberíamos pensar los mismo de estos templos. Se trata de un resto arqueológico no muy grande lo que lo convierte en ideal para visitar con niños. En la entrada explican el significado de cada uno de los relieves que se conservan y luego está el interior del templo en sí mismo.

templo_debod_2

En una de las salas emiten una proyección con la historia del templo que resulta hipnótica para los niños -tampoco es que sea la repera pero ya sabéis, en cuanto tienen una pantalla delante…- .

Templo_Debod_3

La segunda planta se destina a explicar la ubicación de los templos en Nubia y recrea mediante maquetas algunas escenas para las que se solía utilizar el templo

Templo_Debod_4

Y tras la visita aprovechamos para hacernos unas fotos y disfrutar de una mañana al aire libre y sentirnos como sacerdotes de Amon.

Templo_Debod_5

 

Si queréis repetir la experiencia y prepararos una pequeña historia que contar a vuestros peques sobre Egipto en Madrid, aquí podéis obtener información, igual que aquí y aquí.

Una mañana entre Faraones y Pirámides

Ya os conté la semana pasada que Nico y yo íbamos a ir el domingo a un taller que la Fundación Mutua Madrileña ofrecía en el Museo ABC. En esta ocasión se trataba de un taller sobre Egipto: El secreto de Tutankamon.

Hay un momento en la vida de los peques en la que todo lo que tiene que ver con Egipto, las momias y los misterios que les rodean les resultan apasionantes. El taller lo ofrecía una vez más Mirarte que lo hacen genial y en especial Ana, la monitora del pasado domingo que es capaz de crear un ambiente mágico en el que los niños participan muy activamente.

Taller d eEgipto_1

 

Básicamente explica de manera muy sencilla y dando la palabra a los peques algunas historias alrededor de Egipto: las pirámides, las momias, las leyendas, el papiro, y se centra más en la escritura jeroglífica (para algo estamos en un museo de ilustración), sólo por escuchar las ocurrencias de los peques merece la pena participar.

Una de las cosas que más les gusta es la escritura jeroglífica. Nico y yo ya lo habíamos trabajado en casa. Hace tiempo nos descargamos un alfabeto jeroglífico, en concreto este

 

 

Lo que hacen en el taller es aprender a escribir como los egipcios, como si fueran mensajes secretos, utilizando los pictogramas.

También repasamos un poco el descubrimiento de la tumba de Tutankamon, la aventura de Howard Carter para descubrirla. Precisamente fijándonos en el sarcófago de Tutankamon, pasamos a la parte del taller.

Quien me iba a decir a mí que con una simple bolsa de Papel Kraft se podía hacer la corona de un faraón, en conreto la que se conoce como nemés

Taller Egipto 3

La bolsa está cortada por la parte de las asas y uno des los frentes. A continuación pasamos a decorarla con ceras, rotuladores dorados y purpurina!

Taller Egipto 4

 

 

Pero además, en la parte trasera, igual que en el sarcófago de Tutankamon, realizamos unas inscripciones jeroglíficas. Nosotros pusimos una maldición, a ver quien la descifra

Taller Egipto 5

Cada uno hicimos nuestro nemés y pasamos una mañana muy entretenida y divertida. A mí me sirvió además para descubrir la cantidad de cosas sobre Egipto que sabe Nico.

Si tenéis oportunidad de participar en talleres con vuestros hijos no lo dudéis.

Hasta el viernes!