Hoy jugamos al Virus

Os voy a contar una cosa: no me gusta jugar a las cartas. Sin embargo, como soy así, contradictoria y veleta, hoy os voy a hablar de un juego que compré este verano después de leer algunas recomendaciones y que la verdad es muy recomendable.

alt_virus_portada

El juego se llama virus. y es, básicamente, un juego de cartas. Uno de los motivos por los que lo compré es porque he descubierto que los juegos de mesa mantienen a mis gamusinos más calmados y es una oportunidad más de aprender con ellos. No llevan muy bien lo de perder, supongo que como casi todos los niños pero la verdad es que con este juego, al resultar tan divertido, no hubo enfandos al termirar y ver quien ganaba.

El planteamiento del juego es curioso: Para ganar hay que lograr construir un cuerpo humano entero y sano. Para evitarlo, el resto de jugadores pueden infrectarlo con virus. Cada organo infectado con dos virus, se tiene que retirar. También hay medicamentos para inmunizarte o curar la infección y otra serie de cartas que te obliga a realizar transplantes, etc.

alt_virus_2

Como os decía, a mí me resultó ameno y eso que no soy muy y a los niños les encantó. Aunque está recomendado para niño a partir de  8 años, la verdad es que Mateo nos dio una paliza y ganó las tres primeras manos sin despeinarse. Las partidas son cortas, entretenidas y la verdad es que resulta divertido (igual muy ético no, pero… es un juego).

alt_virus_4

La idea del juego es de unos emprendedores españoles y lo podéis comprar directamente en su web. Además, al ser un juego de cartas, tiene el tamaño ideal para llevarlo de viaje o a alguna comida familiar en la que los niños acaban antes que los mayores.

Espero haberos “contagiado” el interés por este nuevo juego, la verdad es que merece la pena

Que paséis buen fin de semana

Llega el fin de curso y los regalos personales para los profesores

Buenos días

Como es tradición por estas fechas, en las que el colegio está a punto de acabar, os voy a mostrar una recopilación de regalos fáciles y baratos que podéis preparar con los peques en casa para darles las gracias a sus maestros por todo este año de paciencia y dedicación.

Uno de los más sencillos que he localizado es este

También podéis pintar la maceta con los peques con pintura de tiza y escribir el mensaje en ella

Sólo necesitáis semillas, (las podéis comprar en cualquier supermercado), una maceta de barro e imprimir dos etiquetas, una para la maceta y otra para el sobre craft donde pongamos las semillas. El mensaje: gracias por ayudarme a crecer, ¿ayudas también a estas semillas?

En esta línea también son fáciles y resultones las cosas de comer, como este kit para preparar limonada genial para celebrar que acaban las clases y empieza el veranito

O unas chuches

Las podéis presentar en un bote de cristal o una bolsita, es muy sencillo y para las etiquetas utilizando picmonkey no tardáis ni dos minutos. Nosotros el año pasado le regalamos un kit anti-stress que le gustó un montón:

En esta línea, si sabéis si le gusta el té le podéis preparar algo así

Este kit de playa también es genial

Todos estos regalos los podéis complementara con una lámina casera que podéis hacer utilizando Canva, Pickmonkey o si con alguna de las frases que más repite a los peques.

Seguro que es un regalo personal y que agradecen un montón.